OFERTA ESPECIAL

RECOMENDAMOS

Post Top Ad


Un aniversario diferente, marcado por la virtualidad y las circunstancias especiales que impone la pandemia, pero que contará con importantes reconocimientos a académicos y funcionarios del alma mater; ya sea  por ser distinguido con la medalla de Profesor Titular o por su trayectoria  de servicio a la Universidad.



A finales de la década de los años 50 y principios del 60 la característica fundamental que compartía el departamento de Córdoba en materia de educación con respecto al resto del país era su baja cobertura en todos los niveles, principalmente en el nivel superior, este hecho, impone el reto a su dirigencia social a impulsar la creación de una institución de Educación Superior que respondiera con calidad y pertinencia a las necesidades de la región.



Para esta época el bacteriólogo Elías Bechara Zainúm presentó la idea de crear una institución que permitiera el ingreso a la educación superior de los jóvenes bachilleres del departamento de Córdoba para su formación profesional, que por sus escasos recursos económicos no podían viajar a otras regiones del país a continuar sus estudios.



Con el apoyo desinteresado de un grupo de profesionales, entre los que se destacan el médico veterinario Julio César Cervantes Lagares y los ingenieros agrónomos Limberto Sáenz Alarcón y Hernando Rodríguez Romero, comenzó a perfilarse la creación de una universidad con vocación agropecuaria, teniendo en cuenta que en Córdoba la agricultura y la ganadería han sido los renglones más importantes en la actividad económica, por tanto, este hecho se convirtió en el primer referente para que las primeras facultades fueran las de Ingeniería Agronómica y Medicina Veterinaria y Zootecnia. Las dos facultades fueron creadas según la Ley 103 de 1962.



En el año 1966 el Congreso de República expidió la Ley 37 por medio de la cual se le da a la Universidad de Córdoba el carácter de entidad autónoma y descentralizada, regida por el decreto ley 0277 de 1958, que reglamentaba la orientación de las universidades departamentales. En el año de 1970, mediante una sentencia del Consejo de Estado, se le da el carácter nacional a la Institución por haber sido creada mediante Ley de la República, condición que se mantiene en la actualidad y que se puede considerar afortunada para garantizar los recursos financieros para su funcionamiento.



En marzo de 1964 fue nombrado como primer rector de la Universidad de Córdoba el doctor Elías Bechara Zainúm, por parte del gobernador de esa época, doctor Germán Bula Hoyos. Las primeras oficinas funcionaron en el segundo piso de la Escuela de Bellas Artes de Montería.



Hoy, 57 años después de esa gesta académica del siempre recordado padre de la educación, Elías Bechara Zainum, la Universidad de Córdoba, es referente regional y nacional por su excelencia y aporte a la sociedad en todos los frentes.



Con un nuevo plan de desarrollo visionario y dirigido por verdaderos académicos con pensamientos progresistas, no solo es una de las mejores del país, sino que, acreditada institucionalmente, definió metas a corto, mediano y largo plazo, que hoy son el referente en Colombia de modelos como la gratuidad de las matrículas.



No en vano, quienes hoy están al frente del alma mater de los cordobeses son voceros autorizados de todos los rectores del país ante el Gobierno Nacional y sus logros se ven armonizados en acuerdos realizados con el Estado y que se están cumpliendo en medio de las adversidades.



Por esta Universidad han pasado muchos personajes, también ha sido escenario de botines de guerras políticas locales, así como en otrora de grupos armados ilegales, pero lo que nunca han podido derrotar es la capacidad intelectual de un centro de educación que forma profesionales con sentido social.




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Post Top Ad