OFERTA ESPECIAL

RECOMENDAMOS

Post Top Ad


Arcelio Manuel Álvarez es un humilde campesino de la vereda El Martillo, jurisdicción del corregimiento Buenos Aires, zona rural de Montería, que toda la vida se ha  ganado el sustento diario arañando la tierra para extraer sus frutos. En esta oportunidad le arrancó una yuca de 56 kilos, algo más de 112 libras.


Así lo dio a conocer este lunes 12 de julio, el jornalero luego de llegar a la capital cordobesa deseoso de negociar el gigantesco tubérculo.


Desde la siembra hasta la recolección de la cosecha deben transcurrir entre 7 y diez meses, dependiendo la calidad y humedad de la tierra que se utilice, complementados con el cuidado del cultivo


“Mi tierra es bendita para el cultivo de este tubérculo de consumo tradicional en el Caribe colombiano, apetecido por ser el acompañante ideal del pescado en viuda y todo un manjar con queso amasa’o y suero costeño”, manifestó Álvarez.


Si bien se trata de una yuca tamaño ‘familiar’, no es la primera vez que Don Arcelio consigue grandes ejemplares en sus cosechas.


“Esta es la segunda mata de yuca gigantesca que se cosecha en el cultivo. El mes pasado también arranqué una yuca gigante que pesó 48 kilos. En ambas ocasiones los tubérculos han tenido que ser cargados entre varios hombres”, narra.


La vereda El Martillo está ubicada en inmediaciones de los corregimientos de Buenos Aires y La Manta son territorios productivos, sin embargo, el mal estado de las vías los hace ver como lugares apartados y con pocas garantías para sus habitantes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Post Top Ad