Publicidad

Post Top Ad


No es la primera vez que Sor Teresa Gómez le ofrece perdón a las víctimas, por los crímenes cometidos por las Autodefensas Unidas de Colombia. Pero, en esta oportunidad, en comparecencia ante la Jurisdicción Especial para la Paz, en la resolución del macro caso número 4, que habla sobre la situación territorial en el Urabá, dónde al parecer ella y el grupo paramilitar despojaron a varias familias de este territorio. Nuevamente dio su testimonio y se excusó con aquellos qué fueron afectados por las incursiones del grupo criminal liderado por el clan Castaño.


Conocida como la Negra, Sor Teresa Gómez es desmovilizado del bloque Elmer Cárdenas, de las AUC, asistió a la audiencia en calidad de testigo, ya que la JEP considera importante esta versión de los hechos, ya que permite entender como operó la Fundación para la Paz de Córdoba, Fundapazcor, que no era más que una fachada del grupo paramilitar para despojar a las familias de sus territorios.


“El despacho relator del Caso 04 considera importante recoger el testimonio de Sor Teresa Gómez, quien fue clave en la legalización del despojo de tierras y desplazamiento forzado en la región de Urabá a través de Funpazcor, delito por el cual cumple dos condenas”.


Recordemos que esta mujer fue capturada hacia octubre del 2013, y es señalada de ser la esposa de Manuel Gil, un medio hermano de Carlos y Fidel Castaño, quiénes eran los líderes de las autodefensas Unidas de Colombia, pero, que según su testimonio, a pesar de su condición familiar ella nunca hizo parte de ese grupo:


“En Bajirá esas tierras eran baldías y era sorprendente cómo se legalizaban con la adjudicación del Incora”: Sor Teresa Gómez. Luego el paramilitar Vicente Castaño le pidió colaborar con el Fondo Ganadero de Córdoba (FGC) para comprar tierras e ingresar a esa región (...) A pesar de este vínculo con los Castaño, Gómez negó pertenecer a una estructura paramilitar: “A pesar de que me desmovilicé del Bloque Elmer Cárdenas nunca formé parte de ese grupo”, dijo ante la magistrada Nadiezhda Henríquez”, detacaron desde la jurisdicción.


Hacia el año 2011, la justicia ordinaria la acusó de ser la asesina de una líder de tierras llamada Yolanda Izquierdo, por lo que las autoridades la condenaron a 40 años de prisión, crimen que negó haber cometido ante la JEP.


Otro de los puntos claves de la audiencia fue que se revelaron detalles sobre la muerte del jefe de las autodefensas Fidel Castaño:


“Sor Teresa Gómez también habló sobre las circunstancias de la muerte del jefe paramilitar Fidel Castaño: “No lo mató el EPL, lo asesinó otro grupo de autodefensas de la zona comandado por alias Salvador y alias Garcés, posiblemente con un acuerdo con Carlos Castaño (...) el asesinato de Fidel Castaño acabó con un pacto de no agresión que tenían los paramilitares con las Farc-EP en Córdoba y Urabá: “Fidel no pasaba de San Pedro para Urabá y las Farc no pasaban de Urabá”. Luego, Vicente Castaño atacó esa zona”.


Además, entre otras revelaciones, se dio a conocer los vínculos que tuvieron las AUC y las extintas FARC, asegurando que en su momento intentaron hacer una especie de acuerdos de paz entre ambos grupos:


“El golpe a las Farc-EP conocido como ‘Operación Casa Verde’, realizado por el Ejército, fue gracias a inteligencia que se hizo con mi apoyo a solicitud de Carlos Castaño para infiltrar unos trabajadores en la finca y un señor de esa región (...) Héctor Castaño y yo fuimos tomados como garantía para unos diálogos. Estuvimos en el monte como cuatro días y todo el tiempo estuve bajo el mando de Karina”.




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Post Top Ad