OFERTA ESPECIAL

RECOMENDAMOS

Post Top Ad


Un nutrido grupo de manifestantes se convocó a las afueras del hotel de concentración de la selección Colombia, en medio de plantón denominado Tarjeta Roja, donde llamaron la atención contra la indiferencia por el paro nacional.




Cerca de 50 jóvenes se presentaron con pitos y tarjetas rojas, quienes fueron observados por varios jugadores, como David Ospina, quienes vieron lo que ocurría desde el bus que los transportaba.




Ronny Muñoz, uno de los líderes de la convocatoria, advirtió que no se trataba de una campaña contra el deporte, sino de una manifestación pacífica para erradicar la pobreza.




"Esta tarjeta roja la sacamos porque estamos en contra de la indiferencia. Creemos que la ciudad está viviendo por parte del Distrito indiferencia ante las grandes problemáticas que vivimos. Hoy dos de cada tres barranquilleros no pueden llevar los platos de comida a la mesa, y seis de cada diez están en la informalidad. Esta ciudad fue la que más creció en pobreza en la pandemia", dijo el manifestante. 



Por otro lado, Muñoz afirmó que no están en contra del fútbol y el deporte, sino que rechazan la indiferencia de las autoridades ante las problemáticas sociales de Barranquilla y el país. 




"No estamos en contra del fútbol, a todos nos encanta el fútbol y nos une la selección, pero esto que está sucediendo es increíble. El distrito le da la espalda a las necesidades de los barranquilleros y la participación ciudadana está siendo cercenada por parte de las autoridades locales", agregó el joven.


En este sentido, el manifestante recalcó la frase "fútbol sí, pobreza no" y afirmó que no se puede "ignorar la realidad de la ciudad y estar de fiesta".




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Post Top Ad