OFERTA ESPECIAL

RECOMENDAMOS

Post Top Ad


Los pistoleros que atacaron a Rafael López Arrolló lo hicieron con sevicia. Siete balazos lo impactaron en la cara, la espalda y las piernas. El objetivo de los homicidas se cumplió de manera inmediata, en la terraza de su casa donde se encontraba con dos amigos, quedó el cuerpo de este hombre.


El hecho se registró en el Barrio 7 de agosto en la tarde de este 10 de julio.


Hasta este lugar arribaron familiares y amigos de la víctima, que protagonizaron escenas de dolor y de desespero, mientras los policías del cuadrante adelantan las primeras pesquisas del hecho y funcionarios de criminalística el levantamiento del cadáver.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Post Top Ad