OFERTA ESPECIAL

RECOMENDAMOS

Post Top Ad



El cuerpo de una criatura
que fue sacada del  vientre de su madre en un procedimiento que está por definir por las autoridades locales, fue encontrado en un contenedor de basura localizado frente al Cementerio Central de Riohacha cuando ya caían las primeras sombras de la noche sobre la ciudad de Riohacha.


“Esta escena me destrozó el alma, es una criatura a la que no le faltaban sino entre 20 y 25 días para que naciera está completamente formada. Creímos que podía estar con vida y por eso me atreví a sacarlo de la bolsa y examinar si podíamos reanimar, pero  lo que observé fue dantesco, pues la criatura tiene una herida en el cuello y estoy casi segura fue causada con lo que pudo ser un instrumento quirúrgico”, dice Sonia Bermúdez, la administradora del cementerio y quien se percató del cuerpo.


El hallazgo se produjo cuando eran las 5:50 de la tarde y de acuerdo a testimonios de algunos visitantes asiduos de la plazoleta del cementerio, frente al contenedor de basura pasó en dos ocasiones un taxi zapatico.


Dijo el ciudadano que en la tercera ronda que hacía se bajó una persona y depositó la bolsa sobre el contenedor, pero nadie sospechó que hubieran dejado el cuerpo de la criatura, de la cual Sonia asegura que no es un feto pues estaba formado en su totalidad y a menos de un mes de su nacimiento.


Buscan a la madre


La misma noche del domingo, funcionarios del servicio de inteligencia de la Policía Nacional llegaron hasta las instalaciones del Hospital Nuestra Señora de los Remedios indagando sobre la presencia de alguna materna que hubiera requerido servicios asistenciales, pero allí no fue atendida mujer alguna con esas características. También llegaron a las clínicas, pero los resultados fueron vanos por lo menos hasta las 10 de la noche.


Una versión diferente


Una fuente relacionada con la investigación indicó que habían localizado el caso de una mujer que había llegado a una clínica con un estado de preeclancia, le informaron que era necesario hacer el desembarazo para poder salvar a la mujer y a la criatura. La fuente indica que la mujer se negó a que se le practicara ese procedimiento y en un descuido habría escapado de la clínica cuyo nombre no quiso revelar el informante.


Esa misma fuente indica que hay una indígena muerta y al parecer podría tratarse de aquella mujer, pero sostiene que los familiares no permitieron que ellos la inspeccionaran para saber si realmente es la que buscan y si tiene o no la criatura en su vientre.


La  versión de la probable maternidad de una indígena es aceptada por unos y rechazada por otros que sostienen que un indígena lo último que haría sería dejar uno de sus muertos en un bote de basura.


Ahora se está a la espera del informe de Medicina Legal con la necropsia para determinar si la herida causada en el cuello de la criatura fue hecha con un elemento metálico cortante o si fue causado por el cordón umbilical como ha insinuado un investigador que pudo suceder.











No hay comentarios:

Publicar un comentario

Post Top Ad