OFERTA ESPECIAL

RECOMENDAMOS

Post Top Ad

Fotos: Hugo Fernández

Pese a las medidas de toque de queda, ley seca y a los constantes llamados de la Secretaria de Transito, a todos los propietarios de vehículos particulares, buses y motocicletas a que conduzcan con cuidado por las principales avenidas del área urbana y rural de Montería, un hombre parece ser que no acató los mensajes y aplicó todo lo contrario.



En la noche del sábado, una persona identificada como Eduard de Jesús Villadiego Barreto de  42 años de edad, sufrió un aparatoso accidente de tránsito en inmediaciones a la doble vía del barrio Rancho Grande, cuando se movilizaba en una motocicleta a toda velocidad y perdió el control de la misma en un reductor de velocidad.



De acuerdo con la información suministrada por testigos, el hecho se presentó pasada las 10:30 de la noche, y el exceso de velocidad fue el causante del siniestro vial. 'Ese muchacho iba a ‘a la lata’. "Él pierde el control de la moto cuando pasa el resalto, porque lo pasó a la velocidad que iba”, contaron personas que presenciaron el accidente.



Según se conoció, inicialmente Villadiego Barreto chocó el automotor en el que se transportaba contra un andén, posteriormente cayó abruptamente contra el pavimento, donde quedó inconsciente y con fracturas en diferentes partes de su cuerpo. “El quedó ahí tirado con los ojos cerrados, no se podía mover ni nada, y botaba mucha sangre por la boca, una ambulancia lo traslado a una clínica pero llegó sin signos vitales”, contaron.



Uniformados de la Policía de Tránsito y Transportes llegaron hasta el sitio del hecho para encargarse de la inspección del cadáver, el cual fue llevado hasta la morgue de Medicina Legal de esta capital, en donde los forenses le practicaran la necropsia de rigor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Post Top Ad