OFERTA ESPECIAL

RECOMENDAMOS

Post Top Ad

Las autoridades investigan el caso de un hombre, detenido por la comunidad  y  quien murió tras recibir varios disparos en el corregimiento de Los Monos en Lorica.




En las últimas semanas han circulado imágenes a través de las redes sociales donde se evidencia a algunos ciudadanos golpeando a presuntos ladrones, pues desconfían de las acciones que toman las autoridades cuando los capturan. 





“La gente está cansada de salir de sus casas por miedo a que le roben. Se sienten inseguros y al ver que la policía detiene a los ladrones y a las horas o a los dos días los dejan libres, entonces deciden darles una lección propia para que aprendan”, esto parece ser lo que pasó este martes 20 de abril en el corregimiento de Los Monos, Lorica cuando  una turba enardecida y cansada de los constantes hurtos de aves de corral y especies menores como cerdos y caprinos, trató de tomar la justicia por sus manos cuando atrapó al sospechoso de los constantes hurtos en los patios y fincas ubicadas entre la vereda Bocas de Guamal  y Los Monos.




Pero cuando la multitud dejó de golpear al presunto delincuente llegó lo inesperado por quienes lo atraparon para entregárselo a la Policía. Un miembro de la comunidad de Bocas de Guamal como si fuera un sicario sacó su pistola y arremetió a tiros contra el ladronzuelo matándolo en el acto y de paso baleó a tres personas más que estaban entre la multitud que rodeaba al aprehendido.




En esos momentos se vivieron instantes de pánico y zozobra porque nadie entendía lo sucedido y se llegó a decir que un sicario había cometido una masacre.




Pero en realidad lo ocurrido con el pistolero fue un acto de justicia por sus manos y exceso desmedido de la intolerancia, ya que impactó con tiros de pistola a personas que seguramente lo conocen. Los hechos violentos ocurrieron frente a la Institución Educativa de Bocas de Guamal pasadas las 8:00 de la noche.




Las otras víctimas del violento sujeto son: Luis Fernando Campo Doria, de 20 años, herida con bala superficial; Gustavo Adolfo Burgos Cogollo, 67, con balazo en el hombro, y Luis Antonio Doria Arroyo, de 35 años, balazo en la espalda. Todos ellos fueron trasladados a un centro asistencial en Lorica, sin que ninguno revistiera gravedad.




Del muerto se supo que sería un hombre de 55 años y fue llevado a la morgue de Medicina Legal en Lorica como N.N.


Contexto: Un muerto y dos heridos deja nuevo ataque en Lorica


Tomado: El Meridiano.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Post Top Ad